ORIGEN  DE LOS NACIONALISMOS EN ESPAÑA

Origen de los nacioonalismosDe la  la corrupción que hemos y estamos sufriendo,  nadie se acordará dentro de unos pocos años, en cambio, el nacionalismo puede romper España y entonces nada será  igual y es que son las ideas  las que influyen en la vida de las naciones.
Esto sucede en un país en el que no han existido  “nacionalidades históricas”.   La única nación que ha habido en nuestro suelo a lo largo de la historia  ha sido  España,  que viene de la Hispania romana que se convirtió en reino independiente con los visigodos. Fue invadida por los árabes y entonces aparecieron una serie de reinos, condados o coronas, pero nunca constituyeron  una nación, porque formaban parte de España, eran España y el proyecto de volver al Estado visigodo  nunca dejó de existir.  Por eso se unieron todos los reinos cristianos en 1212 para derrotar a los almohades venidos de África y por eso fue posible la Reconquista, para que España volviera a ser romana y cristiana.
El origen remoto de los nacionalismos   coincide  con el profundo pesimismo  que se propagó entre los intelectuales durante el  siglo XIX. Comenzó con los regeneracionistas  y continuó con la llamada generación del 98, sobre todo tras  la pérdida de Cuba y Filipinas.
Los primeros, los regeneracionistas, cuyo principal representante  fue Joaquín Costa nacido en 1846,  tenían un concepto demoledor de la historia de España y atribuyeron su  decadencia a la monarquía y al catolicismo. Sentían una aversión al régimen de la Restauración y creían en solucione mágicas y no liberales para resolver nuestros problemas.
Continuaron  en la misma línea  los escritores y ensayistas de la llamada Generación del 98. “El desastre”, como ellos llamaron a la pérdida de los restos de nuestro imperio no existió. Hubo una derrota militar, pero nada más. No hubo ni desastre económico ni político, ni lo percibió como tal el pueblo, pues cuando se recibió la noticia de la pérdida de Cuba, los madrileños marcharon alegremente a los toros.
 Aquellos escritores se empeñaron en seguir  el viejo discurso regeneracionista sobre el fracaso español y el ser de España.  España era el problema y Europa la solución. Es en este contexto  cuando surgieron los nacionalismos en Cataluña y en el País Vasco.
Posteriormente,  con la Constitución de 19787, con la  llamada España de las Autonomías  se soltó  el virus del nacionalismo, no solo en Cataluña y el País Vasco, sino en Galicia, Canarias, País Valenciano y   parte de la izquierda, sobre todo  Podemos,  hace lo posible para que se extienda también a Andalucía y Aragón.
A pesar de todo, si cae la nación española  no será  por la acción de los separatistas que niegan su existencia, sino por la indefensión de España,  porque los que deberían defenderla  dicen que la nación española es un concepto discutido y discutible,  que España es una nación de naciones y  por el periódico de la izquierda española durante estos 40 años, el diario El País que dice ¡cuidado con el nacionalismo español!, cuando lo que le debería alertar son los nacionalismos periféricos.
Enrique Gómez Gonzalvo. 22/0/2017 Referencia 152

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s