CARMENA Y  LA  CONTAMINACION ATMOSFERICA DE MADRID

 

ContaminacioEl comunismo tiene dos pilares la mentira y el terror, el terror si llegan al poder  y la mentira en el poder y en la oposición. La izquierda se inventa un problema y rápidamente da con la solución.

El marxismo se inventó la opresión y miseria de la clase obrera por culpa del capitalismo y la solución fue el socialismo. Podemos magnifica un problema y la solución,  en lugar de corregir las causas, consiste en más gasto público, subsidios, rentas básicas, etc. Así, ante los desahucios, la receta es obvia: prohibirlos y que las personas sin vivienda se alojen en domicilios vacíos. “Será por casas en España”, bromeó Pablo Iglesias en un reciente discurso.

Carmena,   cuando hace dos años fue designada alcaldesa   dijo que  los niños de Madrid pasaban  hambre. Ella debería saber que  en España hace más de 50 años que ningún niño ha muerto de hambre y que  el problema en los niños madrileños no es el hambre sino la obesidad infantil.

Hace dos años, los podemitas  también decían que muchos morirían durante el invierno en Madrid porque no podrían pagar el recibo de la luz. Para evitarlo, proponían nacionalizar las eléctricas porque ellos son comunistas y los comunistas quieren nacionalizarlo todo. Ellos, como gestionarían mejor el tema energético, porque para eso son comunistas,  se quedarían con las eléctricas.

Carmena la tiene tomada con los coches, porque los coches son un transporte privado y ellos, ya se sabe, están siempre por lo público. Como hay contaminación en Madrid,  éste es un motivo para ir contra los coches.

Es evidente que la contaminación de la atmósfera de Madrid producida por las partículas de humo y  gases, sobre todo ozono, dióxido de azufre, dióxido de nitrógeno, etc. existe, pero esta polución no  es tan grave como intentan vendernos ni Madrid se encuentra entre las ciudades más contaminadas del mundo ni siquiera entre las más contaminadas de España, según los parámetros de la  Organización Mundial de la Salud (OMS). Esto no quiere decir que no haya que intentar seguir trabajando para conseguir una ciudad con mejor calidad del aire.

La contaminación en Europa Occidental se ha  reducido de forma drástica en los últimos 100 años porque el capitalismo ha estado muy atento  a resolver  los problemas que originaba la industrialización para que no afectara a la salud de los ciudadanos y a la ecología. Ello se ha conseguido paradójicamente por la aparición del automóvil,  por la desindustrialización de  las ciudades, por  la creación de la gasolina sin plomo y por  todo ello  Madrid y las grandes   ciudades  occidentales son cada vez más limpias.

Por ejemplo, el smog que etimológicamente significa humo y niebla y que se presentaba en las grandes ciudades en las que es frecuente la niebla, como Londres y Chicago y en las que se quemaban grandes cantidades de carbón y de petróleo para la calefacción doméstica, para la industria y para los automóviles,  prácticamente ha desaparecido.

No ocurrió  lo mismo en las antiguas ciudades comunistas. Uno de los peores legados que el comunismo nos ha dejado ha sido, por la negligencia con el medio ambiente, los niveles altísimos de contaminación en muchos lugares, la conversión en desiertos de extensas áreas de tierra anteriormente productivas, la existencia de de corrientes subterráneas de agua contaminadas con mercurio, etc.

El caso del mar Aral es realmente trágico. El cuarto lago salado más grande del mundo ha quedado reducido a una tira angosta de agua con menos del 10 % del volumen de agua y en donde había lago ahora hay un desierto. Esto pasó porque en los años cincuenta el gobierno soviético desvió dos ríos para producir algodón. Este es considerado unos de los desastres ecológicos de la historia.

En cuanto a Chernóbil, la mayor catástrofe en la historia de la explotación de la energía nuclear, tras numerosos muertos, 135.000 personas tuvieron que ser evacuadas de los 155.000 Km2 afectados. La radiación se extendió a gran parte de Europa, sobre todos a Bielorrusia, Ucrania y parte de Europa Occidental. En algunos de estos países la incidencia de cáncer de tiroides se ha elevado enormemente y no sabemos los efectos que tendrá en varias generaciones.

Enrique Gómez Gonzalvo. Terminado 20/04/2017. Referencia 207

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s